fiebre del oro
Historia

La Fiebre del Oro: Cuando se cumpli贸 el sue帽o americano 馃挵

El siglo XIX聽estuvo marcado por diversos avances y descubrimientos que fueron el punto de partida en los a帽os posteriores. De all铆, surgi贸, desde mediados de ese siglo, la denominada 鈥渇iebre del oro鈥聽en el territorio americano.

Dicho impacto, tuvo una repercusi贸n social y econ贸mica, siendo uno de los mayores movimientos migratorios que jam谩s se hab铆a suscitado hasta la llegada de este fen贸meno socioecon贸mico.

Por ende, explicaremos, a trav茅s de estas l铆neas, el impacto que origin贸 la 鈥淔iebre del Oro鈥 y sus consecuencias聽en el devenir de la historia.

Te puede interesar: Rhode Island: Origen, Esclavitud e Independencia

Antecedentes

El metal que tiene el privilegio de llevar el t铆tulo, se descubri贸, seg煤n registros arqueol贸gicos, aproximadamente, en el a帽o 4000 a. C, en la Necr贸polis de Varna, en los Balcanes.

Sin embargo, el primer trabajo realizado, data del a帽o 3000 a. C, cuando en la misma Necr贸polis de Varna, ubicada en lo que es, hoy en d铆a, Bulgaria, se descubrieron ornamentos y piezas valiosas de joyer铆a.

Por otro lado, en el Antiguo Egipto, existen pruebas de que la orfebrer铆a y la joyer铆a, se origin贸 a partir del a帽o 3.600 a. C, siendo los sarc贸fagos de los faraones, la primera exposici贸n de este metal precioso.

Con el transcurrir del tiempo, distintas civilizaciones han utilizado el oro, para distintas funciones, en especial, decoraci贸n, accesorios de utensilios y prendas de vestir

Los imperios m谩s relevantes como el griego y romano, expandieron sus conocimientos del oro, que ser铆a de vital relevancia, tiempos despu茅s, acerc谩ndose a nuestra era.

Para el a帽o 1300 d. C, se estableci贸 el primer grabado en oro, como m茅todo de certificaci贸n y calidad de otros metales preciosos como el cobre, plata, hierro, amatista, entre otros.

Ahora bien, las primeras monedas de oro surgieron a帽os antes de nuestras civilizaci贸n, siendo los lidios los precursores de este m茅todo de pago y tributo.

El oro como m茅todo de pago

Los lidios idearon esta herramienta que se expandi贸 como m茅todo de pago y de tributo, en honor a los reyes o nobles.

De esta forma, las cr贸nicas del historiador griego Her贸doto, manifiestan que la popularidad de este recurso, r谩pidamente, se expandi贸 hacia otros lugares del mundo antiguo.

Con la posteridad, las monedas de oro se fueron empleando con menor recurrencia, siendo sustituidas, por otros materiales como cobre o plata.

Aunque, el oro se sigui贸 empleando espor谩dicamente para la elaboraci贸n de monedas (ocasiones especiales), se sigui贸 utilizando en la confecci贸n de medallas y condecoraciones.

Primer descubrimiento de yacimientos de oro en Estados Unidos

En los Estados Unidos, surgi贸 la fama de este metal precioso en la primera mitad del siglo XIX.

No obstante, la historia determina que el oro se expandi贸 hacia el continente americano, con la llegada de los primeros pobladores europeos, como pago de tributo y condecoraciones dentro de las colonias americanas.

Ahora bien, el primer descubrimiento de grandes cantidades de oro, se dio gracias a la exploraci贸n casi accidental de John Hubert Marshall en 1848.

Marshall hall贸 restos de oro en un aserradero que constru铆a para un pionero, en las adyacencias del poblado de Sacramento, en California.

Inmediatamente, Marshall le avis贸 a John Sutter, su empleador, y este al ver, que era oro, decidi贸 mantener en secreto el descubrimiento para evitar su expansi贸n.

Lo que no sab铆an los hombres, es que el rumor se expandi贸 hacia otros poblados americanos, llegando hasta o铆dos de los medios de comunicaci贸n en aquella 茅poca.

En efecto, pobladores desempleados que se encontraban en Sacramento, y otros poblados de California, decidieron emprender viaje hacia un rumbo poco conocido.

La fiebre del oro: El sue帽o americano

fiebre del oro

En cuesti贸n de d铆as, la fama del oro se extendi贸 como p贸lvora, llegando los rumores hacia otros poblados m谩s alejados del estado de California.

Se mencionan que, aproximadamente, unos 300.000 hombres llegados de diversas partes de la Uni贸n Americana para buscar oro y venderlo al mejor postor.

Los primeros descubrimientos eran que el oro se hallaba en los r铆os, riachuelos y adyacencias, pero con las sospechas de grandes cantidades en el subsuelo, decidieron emplear nuevos m茅todos un tanto sofisticados.

Por otro lado, en 1848, mismo a帽o que se expandi贸 la noticia, el diario estadounidense New York Herald, emiti贸 una misiva dando difusi贸n a este fant谩stico fen贸meno social.

La expansi贸n de los rumores, hicieron que ciudades como San Francisco, Los 脕ngeles y Oakland, quedar谩n totalmente despobladas.

En la Bah铆a de San Francisco, barcos cargados de materiales y provisiones llegaban a diario para suplir las necesidades de los trabajadores.

No obstante, el poco trabajo que hab铆a dentro de las embarcaciones, se vio afectada por el incremento del inter茅s hacia el oro en Sacramento.

Para 1849, cerca de 90.000 llegaron a California, procedentes de otros estados americanos, inclusive, pa铆ses de Latinoam茅rica y de Europa.

Ciudades des茅rticas y asentamientos for谩neos

Las ciudades cercanas a Sacramento, quedaron solo con mujeres y ni帽os, la mayor铆a de la poblaci贸n masculina se encontraba en busca del oro.

De hecho, algunos asentamientos se formaron en Sacramento, como especies de tiendas de campa帽as o peque帽as colonias.

Por si fuera poco, en el plano jur铆dico, California segu铆a perteneciendo a M茅xico, y no se inclu铆a como parte de la Uni贸n Americana.

De esta manera, el gobierno mexicano exigi贸 recaudaci贸n de impuestos por la extracci贸n del oro en su territorio (de aquel entonces).

La poca organizaci贸n administrativa y los intereses de Estados Unidos y M茅xico, le daba mayor relevancia al dinero recabado por las exportaciones de oro.

Sin embargo, los trabajadores conocidos como 鈥淔orty-Niners鈥 decidieron elaborar sus propias reglas, en vista de la desorganizaci贸n jur铆dica y administrativa que imperaba en California.

Propias reglas, cero impuestos

Para evitar la paga de tributos o impuestos tanto al gobierno mexicano como el estadounidense, que se encontraban en plena disputa del territorio californiano, los forty-niners decidieron crear su propio c贸digo.

Los tambi茅n llamados 鈥gambusinos鈥, establecieron que el oro no ten铆a un due帽o, ni se deber铆a pagar impuestos, era libre de poder tomarlo.

Asimismo, evitaban imposici贸n de gobiernos centrales de cualquier bando, y se constitu铆an como 谩rbitros en cuestiones legales.

Mecanismo de trabajo

Al inicio, se realizaron muestras de cribado, ya que, el oro, inicialmente, se encontraba en las riberas de los r铆os y lechos de los riachuelos.

No obstante, escase贸 el metal precioso y se emplearon diversas t茅cnicas para conseguir oro.

Una de las t茅cnicas fueron las excavaciones del subsuelo, similar a las investigaciones arqueol贸gicas demostradas a帽os despu茅s por Marshall.

Para 1853, se establecieron nuevos m茅todos de exploraci贸n como la miner铆a hidr谩ulica, mediante la corriente de agua a presi贸n con el subsuelo.

De all铆, el otro extremo del canal, permit铆a recabar el sedimento y posteriormente, verificar si era tierra o el oro.

Por otra parte, algunos trabajadores se dedicaron a la miner铆a terrestre, aprovechando las t茅cnicas de excavaci贸n y recolecci贸n del material en bruto.

Con respecto, a la recolecci贸n del oro en la miner铆a convencional, se emplearon otros m茅todos como la separaci贸n de la materia prima en otros compuestos derivados.

Cese del oro

Las grandes compa帽铆as encontraron la manera de hacerse millonarios a costa de los mineros.

De tal forma, la explotaci贸n de las minas de oro se populariz贸, extendi茅ndose hasta 1870 en algunas zonas de Estados Unidos, M茅xico y Latinoam茅rica.

Sin embargo, lo triste del asunto, fue que la gran mayor铆a de los mineros, permanecieron pobres y su sue帽o no correspondi贸 a la realidad.

En 脕frica, la Fiebre del Oro provoc贸 grandes problemas en disputas entre la corona brit谩nica y los nativos, desencadenando la Guerra de los Bo茅res.

A medida que el oro escaseaba, los asentamientos fantasmas se trasladaron a las zonas de explotaci贸n.

En contraposici贸n, las ciudades volvieron a ser pobladas y la miner铆a pas贸 a un segundo plano, viendo los efectos de la fiebre del oro en un mediano a largo plazo.

Por su parte, las compa帽铆as metaleras siguieron empleando mano de obra barata en busca del oro y expandiendo el monopolio en este rubro.

Una de las razones por la que los mineros dejaron de explotar el oro, se debieron m谩s a cuestiones econ贸micas que el mismo inter茅s.

De esta forma, la fiebre del oro trajo diversas consecuencias para el pa铆s, pero el bolsillo de los mineros, sigui贸 igual o peor antes de la expansi贸n migratoria.

Finalmente, Estados Unidos vio una manera de capitalizar las exportaciones del oro, observando una v铆a alterna real hacia una econom铆a sostenible con el tiempo.

Si te gusta nuestro contenido, deseas apoyarnos, puedes ser parte de nuestra comunidad en Patreon: https://www.patreon.com/dossierinteractivo

Para donaciones en AirTM y PayPal: dossierinteractivo@gmail.com.

Enlace PayPal: https://paypal.me/dossierinteractivo?country.x=VE&locale.x=es_XC 

Suscr铆bete a nuestro canal de Dossier Interactivo y de Tu Cig眉e帽a.

 

Samuel Garc铆a

CEO de Dossier Interactivo

Esposo de una excelente mujer (Marines) y padre de tres y redactor SEO de Dossier Interactivo.

M茅dico de profesi贸n y amantes de los c贸mics, videojuegos, libros y del f煤tbol.

Tambi茅n puede gustarte...